¿Qué hace que Singapur sea un paraíso fiscal?

Los bajos impuestos de Singapur y otros incentivos para los inversores extranjeros lo califican como un paraíso fiscal.Los contribuyentes residentes pagan un impuesto progresivo sobre la renta personal, con una tasa marginal máxima del 22%. A partir del año fiscal 2019, el tramo impositivo más alto se define como ingresos superiores a $ 320 000 dólares estadounidenses.Generalmente, no grava las ganancias de capital.

Ese tipo de política fiscal, y una ubicación que la convierte en una puerta de entrada para las empresas que esperan expandirse a las economías asiáticas emergentes, han convertido a esta ciudad-estado insular en un centro global para la inversión y el comercio internacionales.

Conclusiones clave

  • La pequeña nación asiática de Singapur ha sido alabada como un centro para el comercio y las finanzas internacionales.
  • A veces, conocido como paraíso fiscal, existen varias políticas favorables para las personas que viven y hacen negocios en Singapur.
  • El país ofrece varias exenciones fiscales, cuenta con una tasa impositiva corporativa relativamente baja y un tramo impositivo personal superior, y no aplica impuestos sobre las ganancias de capital.

Tarifas corporativas de Singapur

La tasa del impuesto sobre la renta de las sociedades en Singapur es uniforme del 17%. Sin embargo, la tasa impositiva corporativa efectiva podría reducirse mediante otros incentivos introducidos por la Autoridad de Impuestos Internos de Singapur.

Las empresas de nueva creación en Singapur pueden aprovechar una exención de impuestos de hasta $ 125,000 sobre los primeros $ 200,000 de ingresos durante sus primeros tres años consecutivos de actividad. Para calificar para la exención del impuesto inicial, las empresas deben estar constituidas en Singapur y tener un máximo de 20 accionistas. Un accionista debe ser una persona física que posea un mínimo del 10% de las acciones.

Las empresas que no hayan reclamado previamente la Exención Fiscal para Nuevas Empresas de Puesta en Marcha pueden reclamar la Exención Fiscal Parcial para Empresas. Esto permite una exención de hasta $ 102,500 sobre los primeros $ 200,000 de ingresos imputables.

Otras exenciones fiscales

Singapur también ofrece exenciones fiscales para empresas de determinadas industrias. Estos incluyen descansos para bancos extranjeros calificados, fondos extraterritoriales y compañías comerciales globales.

Los bancos son elegibles para una exención de retención de impuestos sobre los pagos a no residentes realizados entre el 1 de abril de 2011 y el 31 de diciembre de 2026, que se basan en acuerdos que entran en vigencia entre esas fechas.

Los fondos extraterritoriales calificados también están exentos de impuestos sobre algunos ingresos, incluidos los ingresos por dividendos, ganancias, beneficios e intereses de inversiones tradicionales, incluidos depósitos, bonos, acciones, acciones y valores.

Las empresas de comercio global son elegibles para tasas de impuestos favorables del 5% al ​​10% durante tres o cinco años si califican para el Programa de Comerciantes Globales de Singapur. Singapur generalmente otorga el estatus de comerciante global a empresas con antecedentes establecidos en el comercio internacional.

Supervisión en Singapur

Los bancos y las instituciones financieras de la ciudad-estado deben actuar con la debida diligencia para ayudar a prevenir el lavado de dinero y otras actividades delictivas internacionales.

Según la ley de Singapur, los registros son privados y las instituciones financieras no están obligadas a proporcionar acceso a los datos personales de las personas.Sin embargo, Singapur ofrece excepciones a los acuerdos de confidencialidad bancaria a petición de las autoridades extranjeras en los casos en que las cuentas se utilizaron para proteger la actividad delictiva.La Autoridad Monetaria de Singapur regula sus instituciones financieras.

Deja un comentario