Entender el apalancamiento operativo vs. Apalancamiento financiero

El apalancamiento operativo y el apalancamiento financiero son dos métricas diferentes que se utilizan para determinar la salud financiera de una empresa.

El apalancamiento operativo es una indicación de cómo se estructuran los costos de una empresa. La métrica se utiliza para determinar el punto de equilibrio de una empresa, que es cuando los ingresos por ventas cubren los costos fijos y variables de producción. El apalancamiento financiero se refiere a la cantidad de deuda utilizada para financiar las operaciones de una empresa.

Conclusiones clave

  • El apalancamiento operativo y el apalancamiento financiero le dicen cosas diferentes sobre la salud financiera de una empresa.
  • El apalancamiento operativo es una indicación de cómo se estructuran los costos de una empresa y también se utiliza para determinar su punto de equilibrio.
  • El apalancamiento financiero se refiere a la cantidad de deuda utilizada para financiar las operaciones de una empresa.

Apalancamiento Operativo y Costos Fijos

El apalancamiento operativo mide la medida en que una empresa o proyecto específico requiere algún agregado de costos fijos y variables. Los costos fijos son aquellos costos o gastos que no fluctúan independientemente del número de ventas que genera una empresa. Algunos ejemplos de costos fijos incluyen:

  • sueldos
  • renta
  • utilidades
  • gastos por intereses
  • depreciación

Apalancamiento Operativo y Costos Variables

Los costos variables son gastos que varían en relación directa con la producción de una empresa. Los costos variables aumentan cuando la producción aumenta y disminuyen cuando la producción disminuye. Por ejemplo, el inventario y las materias primas son costos variables, mientras que los salarios de la oficina corporativa serían un costo fijo.

El apalancamiento operativo puede ayudar a las empresas a determinar cuál es su punto de equilibrio para la rentabilidad. En otras palabras, el punto donde la utilidad generada por las ventas cubre tanto los costos fijos como los costos variables.

Una empresa manufacturera puede tener un alto apalancamiento operativo porque debe mantener la planta y el equipo necesarios para las operaciones. Por otro lado, una empresa de consultoría tiene menos activos fijos, como equipos y, por lo tanto, tendría un bajo apalancamiento operativo.

El uso de un mayor grado de apalancamiento operativo puede aumentar el riesgo de problemas de flujo de efectivo como resultado de errores en los pronósticos de ventas futuras.

Explicación del apalancamiento financiero

El apalancamiento financiero es una métrica que muestra cuánto utiliza una empresa la deuda para financiar sus operaciones. Una empresa con un alto nivel de apalancamiento necesita ganancias e ingresos lo suficientemente altos como para compensar la deuda adicional que muestra en su balance.

Los inversores miran el apalancamiento de una empresa porque es un indicador de la solvencia de la empresa. Además, la deuda puede ayudar a aumentar las ganancias y las ganancias por acción. Sin embargo, hay un costo asociado con el apalancamiento en forma de gastos por intereses.

Cuando los ingresos y las ganancias de una empresa van en aumento, el apalancamiento funciona bien para la empresa y los inversores. Sin embargo, cuando los ingresos o las ganancias se ven presionados o caen, la deuda y el gasto por intereses aún deben pagarse y pueden volverse problemáticos si no hay suficientes ingresos para cumplir con la deuda y las obligaciones operativas.

Deja un comentario